Niños con cáncer, un ejemplo de esperanza: SSO


  • Personal de la Secretaría de Salud y pacientes del Hospital Civil conmemoraron el Día Internacional del Niño con Cáncer

María Fernanda tiene sólo tres años de edad, sin embargo, desde hace varios meses emprende una batalla incansable contra la leucemia linfoblástica que invadió su cuerpo, a pesar de ello, nunca ha perdido la sonrisa.

            Eugenia y Pedro, sus padres, han aprendido de ella que las esperanzas no tienen límite, ya que a pesar de que el 26 de febrero cumplirá un año con su tratamiento de quimioterapia y sus últimos estudios han sido satisfactorios, han decidido continuarlo hasta cumplir con los dos años y medio que sugieren los especialistas.

            La pequeña ríe, juega, come, es paciente y espera que un buen día el sol salga y ella esté sana para poder comer paletas de hielo cada vez que se le antojen. Sus progenitores están convencidos de que con sus ganas y el amor, todo quedará en el recuerdo.

Con una detección y tratamiento oportuno del cáncer infantil es curable, y es que esta enfermedad se ubica entre la segunda y tercera causa de muerte en oaxaqueños menores de 18 años, así lo informó el jefe del Servicio de oncología pediátrica, Armando Quero Hernández al conmemorar el Día Internacional del Niño con Cáncer.

Durante el acto efectuado en el Hospital General “Doctor Aurelio Valdivieso”, el especialista explicó que del 2005 a la fecha se ha ido avanzando en la cobertura del cáncer a través del programa de Gastos Catastróficos, cubriendo el cien por ciento la atención garantizada a los niños con este padecimiento.

Destacó que por instrucciones del gobernador Gabino Cué Monteagudo, se capacita constantemente al personal en detección temprana del cáncer, desde los centros de salud.

            “En el hospital Aurelio Valdivieso tenemos un equipo extraordinario de gente que está al lado del niño con cáncer, tenemos trabajo social que se encamina a evitar el abandono de tratamientos, la psicología es fundamental tanto para los pacientes como para los padres y liberar traumas, la atención a los infantes debe ser integral”, sostuvo.

Explicó que la sobrevivencia de los infantes dependerá de situaciones como la oportunidad del diagnóstico, la posibilidad del tratamiento, contar con medicina transcripcional, antibióticos, pero sobre todo dijo “una buena calidad de vida para que repercuta de manera positiva y poder salir adelante. Muchos son ejemplo de esperanza”.

Llamo a padres y profesores a poner especial atención a síntomas como: cansancio inexplicable, fiebres nocturnas, moretones o decaimiento general inesperado en los infantes. Señaló que ante la presencia de cualquier síntoma es importante acudir a la unidad médica más cercana para descartar o detectar cualquier complicación a la salud.

            En tanto, el subdirector de los SSO, Maurilio Mayoral García, dijo que la institución mantiene en tratamiento a 381 pacientes, “tan solo el año pasado se detectaron 88 casos, en lo que va del 2012 llevamos seis nuevos”.

            Asimismo informó que Oaxaca de Juárez, Santa Lucía del Camino, Santa Cruz Xoxocotlán, Juchitán de Zaragoza, San Juan Bautista Tuxtepec y San Pedro Pochutla, son las localidades que concentran el mayor número de enfermos.

            Detalló que la Leucemia linfoblástica ocupa casi el 60 por ciento del total de niños con cáncer, seguido por los tumores del Sistema Nervioso Central, y son atendidos de manera gratuita a través del programa de Gastos Catastróficos, en los Hospitales General “Doctor Aurelio Valdivieso” y de la Niñez oaxaqueña “Doctor Guillermo Zárate Mijangos”.

También participaron en este acto el jefe de la Unidad de medicina preventiva, José Ramón Pintor Sill, el director del hospital de la niñez, Ernesto Garzón Sánchez, el representante del Sistema Nacional de Protección Social en Salud, Iván Ruiz López, entre otros.

Anuncios