Cambian 3 millones de niños el trabajo por la escuela


  • El fenómeno obedece a la entrega de más de seis millones de becas de Oportunidades
  • Los menores incrementan en 44% sus posibilidades de continuar los estudios
  • El 53% de los becarios corresponde a la enseñanza primaria y 30% a la secundaria

 

El Secretario de Desarrollo Social, Heriberto Félix Guerra, afirmó que gracias a las becas escolares que la Sedesol entrega a más 6 millones de niños, niñas y jóvenes en todo el país a través del Programa de Desarrollo Humano Oportunidades, alrededor de tres millones de menores dejaron de trabajar para continuar con su educación básica.

 

De esta manera los niños, jóvenes y sus familias que viven en condiciones socioeconómicas adversas, incrementaron hasta en 44 por ciento sus posibilidades de continuar estudiando, de acuerdo con las evaluaciones externas del Programa.

 

El titular de la Sedesol explicó que cerca del 53 por ciento de los becarios de Oportunidades son niños y niñas que cursan la primaria; 30 por ciento, la secundaria, y el resto, el bachillerato.

 

Estos logros, continuó, han sido posibles por la participación de maestros y autoridades del sistema educativo nacional, toda vez que más de 132 mil escuelas tienen becarios de Oportunidades, de las cuales 120 mil son de los niveles de primaria y secundaria, y 12 mil 500 son de educación media superior.

 

La entrega de apoyos educativos se realiza a través de transferencias a tarjetas bancarias de las titulares de los programas federales Oportunidades y el de Apoyo Alimentario, lo que implica que éstas obtengan los beneficios que el esquema financiero proporciona a sus clientes, como acceso al ahorro, microcréditos, microseguros, préstamos, etcétera.

 

Las transferencias se realizan bimestralmente, de manera transparente y sin que servidor público, federal, estatal o municipal alguno tenga acceso a los recursos. Los beneficiarios reciben sus depósitos una vez que han comprobado el cumplimiento de sus corresponsabilidades, entre ellas que los hijos en edad escolar asistan regularmente a clases y las familias acudan a sus citas médicas programadas.

 

La inclusión financiera se suma a las acciones dirigidas a propiciar que las familias vulnerables puedan, por sus propios medios, salir de sus condiciones de pobreza.

 

Por otra parte, la derrama económica correspondiente al quinto bimestre del año, que Oportunidades y el Programa de Apoyo Alimentario (PAL) llevaron a cabo en beneficio de 6.5 millones de familias en el país, fue de alrededor de 10 mil 400 millones de pesos.

 

Del total, más del 90 por ciento corresponde a los apoyos que entrega el Programa Oportunidades para mejorar la alimentación, educación y salud de 5.8 millones de hogares incorporados.

 

En el caso del PAL, los recursos implican tanto los apoyos entregados a las titulares del programa social, como los temporales que se otorgan a las familias que transitan a Oportunidades.

Anuncios